sábado, 2 de noviembre de 2013

Natalicio del Fundador de Santa Elena


2 de noviembre de 1894.  Nació en el Baúl, Estado Cojedes, Lucas Fernández Peña, fundador junto con  misioneros capuchinos del pueblo fronterizo Santa Elena de Uairén actual capital del Municipio Gran sabana del Estado Bolívar.
            Desguarnecidas estaban nuestras fronteras en 1923 cuando Lucas Fernández Peña remontó la eminente piedra de La Escalera con un pesado guayare sobre la espalda y caminó leguas y leguas en busca de la zona fronteriza por donde se decía estaban penetrando buscadores del dorado.
            Deseaba permanecer en un sitio fijo próximo a la frontera, pues ya había aventurado suficiente desde 1912 que llegó a Ciudad Bolívar y avanzado hasta las minas auríferas del Yuruari,  Tumeremo, El Dorado y Venamo.
            Cuando acampó en el valle del río Uairén, entre la Sierra Pacaraima y las serranías de Akurimá no dudó de las ventajas de aquel lugar neblinado, poblado por indios Taurepanes de la etnia Pemón y catequistas ingleses de la religión adventista.
            Allí a 907 metros de altitud y con clima agradable, el 16 de septiembre de 1923, sentó sus reales Fernández Peña y siete años después lo hicieron los misioneros capuchinos.         Los capuchinos que acompañaron a Fernández Peña en la Fundación de Santa Elena de Uairén fueron Nicolás de Cármenes, Fray Gabino de San Román y Maximino de Castrillo, fundador de las iglesias de El Callao y El Palmar. Llegaron allí el 28 de abril de 1931, después de muchos días de camino, venciendo los elementos de la selva, de la lluvia, de los ríos y hasta el hostigamiento de los  propios indios que tenían como misión civilizar, venezolanizar y evangelizar.
            La distante y aislada zona fronteriza de la Guayana venezolana estaba entonces ocupada por grupos ingleses de la región adventista que enarbolaban en sus chozas las enseñas de su país. Acaso fue esta ocupación pacífica de los adventistas foráneos lo que indujo al gobierno de Juan Vicente Gómez a firmar un convenio con los padres capuchinos para instalar en la Gran Sabana dos centros misioneros: el de Santa Elena de Uairén y el de Luedpa posteriormente transferido a Kavanayén.
            Santa Elena nació con el nombre de la madre de Constantino El Grande, impulsor del cristianismo, y también con el nombre de la primera hija de Fernández Peña.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada